Muramasa, el herrero maldito
Japón Cultura y Costumbres

Muramasa, el herrero maldito

Muramasa, el herrero maldito
Herrero tradicional japones

Si una persona te pregunta ¿Conoces algo de la cultura japonesa? Es probable que tu primera respuesta fuera “las katanas” y no es para menos ya que estos objetos son algo muy característico de este país. Japón es una nación que a la par de su rápida modernización se conserva gran parte de su antigua tradición y costumbres. Siempre recordamos a las katanas principalmente por su uso en las diversas guerras que el país nipón libró durante su era feudal, empuñadas por grandes guerreros como lo fueron los ninjas y los samurái. Pero nunca pensamos el proceso  que se lleva a cabo para crearlas ni en los grandes herreros que idearon y pusieron en práctica estas técnicas que con el tiempo perfeccionaron el diseño de las katanas hasta el que conocemos hoy en día.

A lo largo de la historia bélica japonesa muchos de estos herreros o forjadores tuvieron mucho renombre y popularidad entre los clanes ninja, los samurái y las elites del país que impusieron los Shogunatos, la mayoría conocidos por la alta calidad de las espadas que forjaban, aunque otros tenían una cierta reputación de utilizar artes oscuras en la forjación de sus katanas, uno de los más recordados en Japón fue Muramasa.

¿Quién fue Muramasa?

Muramasa, también llamado Sengo Muramasa, fue una de los forjadores de katanas en Japón más reconocidos durante el periodo Muromachi, entre los siglos XIV y XVI. El herrero fue el fundador de la ya desaparecida escuela Muramasa ,una de las más reconocidas en el antiguo Japón. No se sabe mucho de este personaje, algunas historias cuenta que fue discípulo de Masamune, considerado por muchos el mejor espadachín de la historia de Japón, aunque esta teoría no es muy segura ya que varias de sus katanas datan mucho después de la muerte de Masamune.

Muramasa, el herrero maldito
periodo Muromachi

Podríamos decir que, como herrero, Muramasa tenía un estilo único para forjar sus katanas, ya que sus técnicas eran consideradas como inusuales ante los ojos de otros herreros por lo que se utiliza el prefijo “Muramasa” para identificar sus técnicas personales como:

  • Moramasa-ba, que se puede traducir como “Borde tipo Moramasa”, es una de las características de las katanas Moramasa que consiste en un hamon, que es el efecto logrado después de templar la hoja, en forma de ondas en el sable, las katanas de este tipo parecen valles de montañas largos y poco profundos.

La escuela Muramasa

Debido a la poca documentación sobre este personaje, los investigadores modernos solo pueden aprender sus técnicas de enseñanzas (en cuanto a forjar katanas se refiere) por medio de los archivos y relatos dejados por la escuela Muramasa. Esta escuela sería la encargada de seguir el legado dejado por Muramasa durante muchas generaciones. Es difícil saber cuándo se fundó la escuela Muramasa, aunque varias katanas encontradas con el nombre Muramasa escrito datan de los años 1500. La katanas de esta escuela eran muy populares entre la clase alta, incluso después de su disolución. Del mismo modo no se sabe la fecha se la separación de la escuela Muramasa pero se estima, gracias a las katanas encontradas, puede que durante el año Kanbun (1661-1673) se haya separado formalmente.

A pesar de que la escuela Muramasa es una de las más famosas en la historia de Japón, ninguna de sus espadas es considerada como un tesoro nacional. La única que tiene este estatus es la katana Myōhō Muramasa, que significa “Muramasa del Sublime Dharma” considera una obra de arte, conservada en el museo nacional de Tokyo.

Muramasa, el herrero maldito
La katana Myōhō Muramasa exhibida en el Museo Nacional de Tokyo

La relación de los Tokugawa con las Murabasa

Muramasa, el herrero maldito
Shogunato Tokugawa

En tiempos más recientes podemos destacar la fascinación de las katanas Muramasa por parte de la familia Tokugawa por su exquisita calidad, debido a esto las tropas de Tokugawa Ieyasu fundador del shogunato Tokugawa y las de sus predecesores utilizaron con mucha frecuencia en el campo de batalla. Por ejemplo uno de los generales de leyasu llamado Tadakatsu enpuño una lanza, de nombre Tonbokiri, hecha por Masazane el cual estudio en la escuela de Muramasa, a igual que Sakai Tadatsugu, otro destacable general utilizó una katana, de nombre Inoshishi-giri, forjada por el mismo herrero.

Muramasa, el herrero maldito

Tokugawa Ieyasu fundador del shogunato Tokugawa

Cabe resaltar que, a pesar de su calidad, las katanas Muramasa tenían una reputación nada envidiable, ya que se decían que estaban malditas y varios de los casos más usados para sustentar estas supersticiones se vieron en la misma familia Tokugawa. Según las legendas, uno de los abuelos de leyasu fue asesinado por uno de sus vasallos con una katana Muramasa, de igual manera, su padre también pierde la vida con una de estas siniestras armas, estos solo son algunos de los desafortunados incidente, en el que se involucraron las katanas Muramasa, que los Tokugawa sufrieron.

Debido a ello, las generaciones posteriores comenzaron a considerar que las armas Muramasa eran objetos siniestros,  hasta el punto que varios miembros decían que “Muramasa está asociado con eventos siniestros”. Estos rumores se esparcieron por todo el país, y por tal motivo durante la guerra de Boshin, las tropas del emperador Meiji utilizaron en gran medida estas katanas en contra del shogunato Tokugawa el cual termino siendo derrotado por las fuerzas imperiales lo que produjo su completa desaparición.

A pesar de todos estos infortunios, la familia Tokugawa siguió sintiendo una admiración por estas katanas dejando leyasu dos espadas como herencia a sus descendientes. Hoy en día , la familia familia Owari-Tokugawa, una de las familias más importantes del actual Japón, aún conserva una de estas dos katanas dejadas por su poderoso ancestro.

La relevancia de Muramasa en la cultura actual

En la cultura popular, las espadas relacionadas con Muramasa se consideran objetos siniestros con desconocidos poderes demoníacos, algunos como dicen lo siguiente: Muramasa “era un herrero muy hábil pero una mente violenta y mal equilibrada que rayaba en la locura, que se suponía que había pasado a sus cuchillas. Se creía popularmente que tenían hambre de sangre e impulsar a su guerrero a cometer asesinato o suicidio”.

Sin embargo, las legendas oscuras tras estas espadas han servido de inspiración para algunas de las series, como por ejemplo el manga y anime One Piece, en este se describen unas armas inusuales llamadas katanas Kiketsu, las cuales son descritas como espadas con poderes malignos, lo cual es una referencia a Muramasa. Yéndonos más hacia occidente, unos de los personajes de DC llamada Katana utiliza una espada, la cual puede robar el alma de las personas que asesina con ella, se dice que fue hecha por el mismo Muramasa.

Muramasa, el herrero maldito
Katana de One Piece

Todas estas referencias a este recordado y controversial herrero nos deja entender el legado dejado por Muramasa sigue en las mentes del pueblo japonés y tal parece que las legendas acerca de sus espadas demoníacas no desaparecerán durante mucho tiempo.

Entradas Similares

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *